Ilustración para el artículo titulado

Imagen: Josh Pieters y Archie Manners

Una pareja de youtubers logró alquilar una casa de muñecas en Airbnb. En un vídeo publicado el 31 de marzo, los famosos bromistas Josh Pieters y Archie Manners documentaron el proceso de fotografiar y publicar la maqueta de una mansión del siglo XVIII con una botella de agua y una tarjeta de crédito claramente visibles a escala. Sus rostros gigantes se pueden ver también en el espejo barroco del baño:

undefined

Imagen: Josh Pieters y Archie Manners

La pareja afirma haber recibido $3000 en reservas por su oferta de $120 la noche. Afirman con cierta falsedad que “devolvieron a Airbnb el dinero”, aunque en realidad nunca recibieron el dinero, ya que Airbnb no procesa los pagos hasta 24 horas después del check-in.

Airbnb se negó a comentar el incidente.

La compañía requiere que los anfitriones proporcionen “una dirección precisa”, por lo que Pieters y Manners ubicaron la casa de muñecas en una de sus direcciones. Para publicar un anuncio falso, dice Airbnb en su web, un estafador “necesita eludir nuestras defensas”. Y, sin embargo, lograron franquear la fortaleza de arena de Airbnb, un débil sistema de detección automatizado de fotos duplicadas, sin vigilancia humana. (Airbnb ofrece la opción de verificar las fotos, pero no es obligatorio).

El vídeo culmina con una visita de unos inquilinos a quienes se les entrega un sobre con dinero en efectivo y una reserva en un hotel de cinco estrellas.

Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *